Mi experiencia de partoūüė¨

¬°Hola ovejitas!

En general, a todos los que hemos sido padres nos gusta hablar de ese momento tan emocionante que cambi√≥ nuestras vidas, el d√≠a que vimos a nuestro hijo por primera vez. Los primeros d√≠as, queremos hablar de ello; adem√°s, es muy com√ļn que todo el mundo pregunte. Despu√©s, poco a poco, nos centramos en otros temas como¬†c√≥mo duerme el beb√©, c√≥mo llevas la lactancia, si tiene c√≥licos, etc.

Hace unos meses, os comenté que os hablaría de mi experiencia de parto en Estados Unidos. Durante este tiempo, he estado dándole vueltas a si hacerlo o no y cómo hacerlo y, finalmente, he decido hacer un vídeo relatándolo. He intentado que no sea muy largo, pero ha sido algo difícil. Si os quedáis hasta el final, o adelantáis el vídeo, podréis ver los primeros minutos de vida de Violeta.

Por √ļltimo, quiero deciros a las futuras mam√°s, aquellas que vais a vivir el parto por primera vez, que es normal que os inquiete¬†el momento, pero pensad que en los hospitales¬†lo tienen todo muy controlado y s√≥lo quieren lo mejor para la mam√° y el beb√©. Si os asusta el dolor de las contracciones, pensad que cada contracci√≥n os acerca m√°s a vuestro beb√© y que duran s√≥lo unas horas, luego cesan. En mi caso, a pesar de ser muy seguidas, las aguant√© bastante bien. Lo peor fue¬†el cansancio, porque me puse de parto a las 23.00. Y, bueno, lo realmente malo, en mi experiencia, fue el postparto.

Espero que os guste el v√≠deo. A m√≠ me trae muy buenos recuerdos revivir el d√≠a que conoc√≠ a Violeta ūüíú. Volver√≠a a vivirlo de nuevoūüėć.

¬°Feliz martes!

 

2 comentarios en “Mi experiencia de partoūüė¨

  1. Elena Delgado Aramayo dijo:

    Muy buena idea comentar tu experiencia con el parto. Puede ayudar a futuras madres primerizasy despejar ,algo, los temores que se tienen en esos momentos, compensados, como dices, al ver las caritas de nuestros bebes. Ah !! y estas muy guapa en el video junto a tu preciosa ni√Īa

    Me gusta

  2. Anónimo dijo:

    Hola, me ha encantado que compartas esta experiencia tan maravillosa, esta aventura tan emocionante, llena de ilusiones y de incertidumbres, miedos, inseguridades, y esas ansias por tener a tu bebé sobre tí.
    “Que todo vaya bien”, nos repetimos una y otra vez en nuestra cabeza, y el pulso de estos deseos palpita en nuestras venas con el esp√≠ritu de la madre que ya eres desde el momento que sabes que esperas un hijo.

    Yo he tenido experiencias de parto. Los m√≠os, claro; y los de “otros”. Vivir, lo que se dice vivir el parto s√≥lo se hace en primera persona, desde tus propias entra√Īas, desde la nube de ser madre. Pero con cada mujer a la que te une un estrecho v√≠nculo vives una emp√°tica experiencia.

    Recuerdo la aventura de ser hermana, de tener un nuevo hermanito/a en mi coraz√≥n. Recuerdo la aventura de ser prima; si, han sido muchos primos y primas que han nacido despu√©s que yo, (que eso me ha pasado por ser “la mayor”, (que el honor de ser “el mayor” es de mi hermano “mayor”) ) No son experiencias de parto, pero si son vivencias de tus padres y de tus t√≠os que te llegan, te fijas y te calan, y aprendes. Seguro que ellos me ense√Īaron muchas m√°s cosas de las que yo aprend√≠.

    Entonces llega la experiencia de convertirte en protagonista de tu propio parto. Nunca se me pas√≥ por la cabeza que al parto tuviera que ir con nuestros padres o hermanos. Siempre supe que tener un hijo era cosa de la pareja, que la experiencia se vive desde dentro y esas horas de parto son un aprendizaje, un rodaje y un algo √ļnico que compartir y sentir unidos. Que compartir la dicha, la incertidumbre, los miedos, nervios y toda la ensalada de sentires y sentimientos son ladrillos y cemento necesarios para la construcci√≥n de la familia.

    Y me hacen t√≠a, y vivo en recogido silencio los partos mas o menos complicados, largos, cortos, dolorosos de mis hermanas y cu√Īadas. Imagino, espero, ans√≠o… “que todo vaya bien” y cruzo los dedos y me inquieto y sue√Īo con el nuevo beb√© que llega.

    Y soy abuela. ¬°Oh! ser abuela. Y s√≥lo quieres que tus hijos sean felices, que no lo pasen mal. *En mi segundo parto, dejaba yo a mi hijo mayor con mi madre “con la excusa” de ir al cine, iba con prisas porque la ni√Īa la ten√≠a por salir, mi madre me dijo “si hija, al cine. Me cambiaba por ti para que no pasaras dolores”. ” No, mam√°, yo quiero sentirlo”

    Entonces tus hijos se van de parto y respiras hondo, y piensas y sientes y vuelves a respirar. “que todo vaya bien” y que no lo pasen mal, y que sea r√°pido, y que no sufran y… soplas, callas, respiras, trabajas….y el tiempo pasa y no hay noticias, y que va para laaargo. Bueno, tenemos que acercarnos al hospital porque el inminente padre tambi√©n necesita de apoyo y compa√Ī√≠a ¬°Dos d√≠as de parto!. Y sufres preocupaci√≥n por tus hijos que est√°n en ese trance, en esa inquietud, en esa incertidumbre, y piensas en tu nuerita que quieres y que la deseas un horita corta, y respiras hondo. No te cambiarias por ella, ni por ninguna mujer en ese trance porque todas queremos tener el privilegio de parir a nuestros hijos. (no digo del privilegio del dolor, que si se puede evitar mejor). Y por fin, todos respiramos serenos, tranquilos. Ya lleg√≥. ¬°SOMOS ABUELOS! Una gran dicha, y con ello aumentan tambi√©n nuestras preocupaciones.
    “Que sean felices”
    Luego lleg√≥ mi segunda nieta, y lleg√≥ como es ella, “r√°pida”. Casi no me di√≥ tiempo a respirar hondo y cerrar los ojos cuando volv√≠ a respirar de satisfacci√≥n. ¬°Est√° aqu√≠, est√° bien! Que sea feliz, rezo por dentro.
    Y entre nietas me llegan a hacer tia abuela y mi querida sobrina se va de mi casa con contracciones de dudosa categor√≠a de parto. Yo tengo la seguridad que Mario est√° viniendo. Y respiro hondo, y espero. Duermo y espero y soplo y resoplo y callo…e interminables horas despu√©s me llega la foto de Mario. ¬°Uf, ya pas√≥! Todo ha ido bien, y piensas y te dices mirando hac√≠a Dios “que sean felices”

    Violeta lleg√≥ en un d√≠a muy lluvioso. Si, como cuenta Azahara, ellos salieron hacia el hospital y los abuelos nos quedamos en casa, tranquilos, relajados, callados, en absoluto secreto (como nos hab√≠an indicado), con el tel√©fono en la cabecera como duermo desde que la ovejamariana vive en EEUU, y respirando hondo nos quedamos dormidos. En alg√ļn despertar miraba de reojillo el movil, no hubo noticias. Cuando lleg√≥ la ma√Īana, me parec√≠a ya todo muy largo. A los parturientos tambi√©n, claro; ya nos dijeron que la dilataci√≥n era … que no era. Con esas perspectivas los abuelos nos fuimos a hacer turismo, caminando bajo la intensa lluvia californiana. Si se trata de esperar, pues esperamos de cualquier forma menos sentados. Recorrimos varios kil√≥metros calle abajo hasta el ayuntamiento y m√°s all√°. Entonces nos lleg√≥ el mensaje de que la dilataci√≥n iba a galope. Entonces caminamos calle arriba hasta el parque, entre emociones y certezas de que el parto estaba llegando a su fin y que pronto estar√≠a Violeta con sus pap√°s. Nosotros fotografi√°bamos el verdor del jard√≠n cuando nos lleg√≥ la fotograf√≠a de Violeta. Y as√≠ al paso de turistas nos hicieron abuelos de Violeta.

    Y siempre la misma consiga “Que sean felices”.

    La felicidad de mis hijos y también de mi sobrina, como la felicidad de todos los padres, está en el bienestar de sus hijos. Yo vivo la felicidad de mis hijos a través de mis nietos o viceversa. Deseo que tengo una buena vida, que su casa esté llena de alegría. Y así yo soy feliz.
    Tengo que decir, a favor de mi hija peque√Īa que tambi√©n vivo y disfruto compartiendo su vida, ahora es una preciosa jovencita y le quedar√°n unos a√Īos para pensar en ser madre. Yo disfruto de que ella todav√≠a es s√≥lo “mi hija” y como ella dice ahora “la favorita” (la que est√° en casa, la que a√ļn no nos ha abandonado)jajajajajajjajaja

    El parto pasa y es √ļnico para cada hijo que tienes. El hijo se queda y es lo que realmente da valor al parto. Sed felices y haced una familia alegre.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Est√°s comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Google photo

Est√°s comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Est√°s comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Foto de Facebook

Est√°s comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesi√≥n /  Cambiar )

Conectando a %s